Así pinta la música una artista con sinestesia

sinestesia
Foto: melissasmccracken.com

Melissa es una artista, una joven que percibe, siente y transmite de otra forma los sonidos de la música, debido a una condición neurológica llamada sinestesia. Te presentamos un caso muy especial de cómo el cerebro humano puede transformar el sonido en arte.

La artista de 26 años, Melissa McCracken, cuenta con una condición neurológica llamada sinestesia, con la que puede transferir una percepción auditiva, a una obra de arte por medio de la pintura.

Así lo explica Melissa McCracken

(Fuente video: youtube.com – Great Big Story).

De acuerdo a los testimonios publicados en el sitio web de la artista, podemos conocer su sentir acerca de lo que ella misma llama tener, “los cables cruzados del cerebro”.

Melissa se dio cuenta que contaba con la condición de sinestesia, cuando a los 15 años, le preguntó a su hermano, “¿de qué color pensaba que era la letra C”, y tal y como ella lo define, es de color amarillo canario.

Sinestesia, ¿Qué?

Los trazos que podemos ver a continuación, son el resultado de un proceso mental, que de acuerdo a un estudio de la Universidad Politécnica de Valencia, España, se define o explica como: “la audición de un sonido es acompañada inmediatamente de una sensación luminosa y coloreada que se repite en modo idéntico mientras se produce la sensación auditiva”.

sinestesia
Pintura de la canción, “All I Need”, de la banda Radiohead. Foto: broadly.vice.com

El mismo estudio indica que, la sinestesia, y de acuerdo a la neurofisiología, “es la capacidad del sistema de percepción para inducir la percepción dentro de una modalidad sensorial por la estimulación de un área sensorial diferente”.

Una historia realmente interesante, que, aunque se considera un “error”, en las conexiones del cerebro humano, en este caso, impulsa a conocer la obra muy destacada de una artista que vibra, que siente, percibe, transmite los sonidos con otro enfoque y sentido artístico.

Sinestesia Melissa McCracken
Melissa McCracken “Pinto la música”. Foto: youtube.com – Great big Story.

Tal y como lo detalla en el video, Melissa siente y plasma los colores de la música que más le gusta, como el blues o el funk. Sería muy interesante ver un caso, en el que se plasmaran otras canciones, como por ejemplo una cumbia, alguna de Metallica o de Paquita la del Barrio, no es broma.

Al final, este tipo de casos que exponen el funcionamiento del cerebro humano, resultan fascinantes al ver cómo la mente humana puede crear lo que sea y de acuerdo al gusto o percepción del artista, incluso cuando “se cruzan los cables”.