Cuando empiezas a trabajar y no tienes dinero

Nuevo trabajo y sin dinero
Foto: pixabay.com

Después de tanto buscar por fin tienes trabajo que querías y te enfrentas al problema de, cómo solventar tus gastos antes del esperado primer pago de quincena. Porque trabajar también implica un gasto importante, te compartimos la siguiente reflexión para que estés lista si empiezas a trabajar y no tienes dinero, o el suficiente para sobrevivir los primeros días.

Nuevo empleo y, ¿qué me pongo?

Ropa para el trabajo
Foto: pixabay.com

Cuando inicias (y siempre) un nuevo empleo, debes arreglarte adecuadamente y de nuevo, implica un gasto más. En ese sentido, busca ayuda con familiares y amigos, ellos pueden prestarte el atuendo para mostrar una buena imagen personal en la oficina. Pídele a tu hermana (sin pelear), prima o amiga, el traje sastre que te queda muy bien. Ya en tu primer pago de sueldo, regresa el favor con una invitación a comer y claro, con el traje de vuelta y de tintorería.

¿Como me traslado al trabajo?

bici al trabajo
Foto: pixabay.com

Ya sea en coche, en bicicleta o “a pie”, debes llegar a tiempo al trabajo, pagar el transporte o gasolina (¡uf! y peor ahora) y mantenimiento de tu auto. Como sea, busca apoyo de tu familia para solventar los gastos de transporte, y en cuanto recibas la quincena paga todas tus deudas. Así iniciarás con un buen hábito de pago de préstamos en situaciones que requieren la ayuda de los demás.

Si tu zona de trabajo se encuentra cerca de tu casa, procura utilizar la bicicleta, sólo ten cuidado de caer en charcos y no utilizarla en temporada de lluvias.

¿Y qué como?

Cuando inicias un nuevo empleo tus hábitos alimenticios cambian totalmente. Evita gastar de más en restaurantes caros. Si se organiza en la oficina pedir una pizza, participa de vez en cuando pero no todos los días.

comida en oficina
Foto: pixabay.com
  • Evita comer entre comidas en la oficina. Recuerda que pasarás muchas horas sentada y la falta de actividad junto con comer galletas, papas, como cientos de tazas de café y demás, sólo provocará un círculo de malos hábitos alimenticios, y de nuevo más gastos para saciar tu hambre.
  • Aprovecha los fines de semana para comprar lo necesario para preparar tu comida para llevar a la oficina toda la semana. Procura preparar siempre ensaladas, de nuevo, vas a necesitar mucha fibra y energía para estar más concentrada que nunca.

 

Cuida tus gastos

Sin dinero el el trabajo
Foto: pixabay.com

Cuando iniciamos un nuevo empleo, inicia un proceso de adaptación a un nuevo ambiente, nueva rutas y por lo mismo puedes tener gastos inesperados como:

  • Equivocarte de ruta y tener que tomar un taxi para llegar a tiempo, estacionarte en un lugar prohibido y tener que pagar la multa, etc.
  • Utilizar más el celular para asuntos de la oficina. En este punto procura cuidar tu saldo, conectarte siempre a los WiFi’s que puedas y ajustar el uso y gasto que implica el uso de dispositivo, para que siempre cuentes con saldo para cualquier situación de emergencia o asunto de trabajo.

 

Relájate en la oficina

En algunos momentos, el ambiente en el trabajo puede ser tenso y detonante de situaciones de estrés. En este punto, puedes darte pausas y breaks de vez en cuando, ir a la “tiendita” (recuerda preguntar quién quiere algo y que te den el dinero claro), o simplemente dar una vuelta a la manzana para retomar tus tareas.

Estrés laboral
Foto: pixabay.com

Si te enojas de más en el trabajo, puedes afectar tu salud y comenzar a consumir medicamentos que sólo van a esconder los problemas y van a implicar un gasto más.

De nuevo, evita comer de más comida chatarra y en situaciones de estrés, ya que de acuerdo a un estudio, el estrés motiva “el consumo de alimentos denominados “recompensa”, es decir, alimentos más placenteros para nuestro paladar, generalmente más ricos en grasas o más dulces”, y por lo tanto, un gasto más.

Después de un tiempo te acostumbrarás a tu nuevo ambiente de trabajo, y lo más importante podrás contar con un ingreso que te ayudará a continuar trabajando para crecer más y lograr una vida llena de plenitud y éxitos, lo cual te deseamos en tu nueva aventura en el ámbito laboral.

Comenta este post:

Editora e investigador social. Revolucionaria de las nuevas ideas. Reportera de cultura y entretenimiento con experiencia en medios audiovisuales y crítica de temas musicales.